Press Release: Nueva Investigación de Save the Children Demuestra Que los Adolescentes de Países Pobres Quieren Ahorrar Más Dinero

Wednesday, October 10, 2012

“La percepción es que los adolescentes que viven en situación de pobreza (es decir, con menos de dos dólares diarios) no tienen dinero, y mucho menos dinero para ahorrar,” afirmó Rani Deshpande, directora del programa YouthSave de Save the Children, que realizó el estudio sobre el ahorro de los jóvenes. “Sorprendentemente, nuestra investigación demuestra que eso no es cierto”.

 

 

WESTPORT, Connecticut. (3 de septiembre de 2012) – Según un nuevo estudio de Save the Children publicado recientemente, los jóvenes de los países pobres quieren ahorrar mayores cantidades de dinero a largo plazo y en lugares seguros para pagar sus estudios o crear pequeñas empresas, lo cual puede ayudarles a alcanzar mejores oportunidades.

“La percepción es que los adolescentes que viven en situación de pobreza (es decir, con menos de dos dólares diarios) no tienen dinero, y mucho menos dinero para ahorrar,” afirmó Rani Deshpande, directora del programa YouthSave de Save the Children, que realizó el estudio sobre el ahorro de los jóvenes. “Sorprendentemente, nuestra investigación demuestra que eso no es cierto”.

Save the Children entrevistó a más de 2.000 adolescentes escolarizados y no escolarizados de entre 12 y 18 años de edad en zonas donde predominan los bajos ingresos en Colombia, Ghana, Kenia y Nepal.  El estudio examinó la forma en que los adolescentes obtienen dinero, cómo gastan ese dinero y cuáles son sus actitudes con respecto al ahorro. 

El estudio no solamente revela que los adolescentes de países pobres tienen dinero proveniente de mesadas, obsequios y trabajo a tiempo parcial, sino que rutinariamente ya están ahorrando ese dinero, incluso  desde los 12 años de edad. A menudo guardan el dinero que reciben (en cantidades pequeñas de hasta 50 centavos de dólar al mes) en su casa, en lugares como alcancías dentro de los muebles o debajo de la ropa guardada. 

 

Los ahorros se gastan pronto

Sin embargo, el dinero solo se ahorra durante corto tiempo: períodos de aproximadamente tres meses. La mayoría de los adolescentes dicen que recurren a sus ahorros para satisfacer necesidades básicas como útiles escolares y ropa.

“Muchos adolescentes nos dijeron que les incomoda recurrir a sus madres y padres y pedirles dinero cada vez que necesitan artículos básicos como un cuaderno escolar; por ello ahorran lo que pueden para comprar esos artículos cuando hace falta”, afirmó Deshpande.

 

Ahorrando dinero para el futuro

Si bien los adolescentes ya ahorran para satisfacer necesidades inmediatas, quieren ahorrar más dinero para el futuro.  Según la investigación, los adolescentes dicen que quieren multiplicar sus ahorros en opciones de ahorro seguras que sean privadas, sencillas y fácilmente accesibles para así lograr sus metas a largo plazo. Las y los jóvenes escolarizados y no escolarizados dicen que también quieren ahorrar para crear empresas. 

Los y las participantes del estudio dicen asimismo que quieren asesoría sobre cómo multiplicar su dinero con el tiempo. Las y los adolescentes dicen que actualmente aprenden hábitos de ahorro observando a otras personas, especialmente a sus madres y abuelas, o que aprenden de la forma difícil, es decir, de las malas experiencias.

“La investigación revela el potencial de que gobiernos, empresas y comunidades intervengan y creen u ofrezcan herramientas de ahorro que ayuden a las y los jóvenes de bajos ingresos a ahorrar de forma segura a largo plazo y desarrollar sus habilidades de administración del dinero desde muy jóvenes”, indicó Deshpande . “Actualmente, en la mayoría de los países pobres, muchas opciones de ahorro actuales – desde el ahorro y el crédito comunitarios hasta las cuentas bancarias de ahorro– se ofrecen únicamente a los adultos”.

La investigación sobre el ahorro de las y los jóvenes fue realizada por el Consorcio YouthSave. El Consorcio YouthSave está dirigido por Save the Children en asocio con el Centro de Desarrollo Social de la Universidad de Washington en San Luis, la Fundación New America, y el Grupo Consultivo de Ayuda a la Población más Pobre (CGAP, por sus siglas en inglés). Más información en www.youthsave.org

En Colombia, YouthSave es implementado por Save the Children en asocio con el Banco Caja Social  y la Universidad de Los Andes.  Trabajamos con base en los resultados de la investigación de mercado y desarrollamos una cuenta de ahorro que busca satisfacer las necesidades de los y las jóvenes de bajos ingresos en cuanto a seguridad y accesibilidad. Adicionalmente llevamos a cabo un programa de educación financiera que se imparte en colegios de Cali, Pasto y Medellín, donde los niños y niñas  fortalecen la construcción de un plan de vida con metas claras y aprenden la importancia de ahorrar de manera planificada para su futuro.